Edición de textos originales

La edición se define como la comprobación lingüística de un texto para asegurar su cumplimento con las normas gramaticales, de puntuación y ortografía de la lengua origen. El editor corrige los errores gramaticales, de puntuación y ortografía. Cuando el editor estime que la calidad lingüística del texto podría mejorarse para que tenga más claridad y se comprenda mejor, añadirá un comentario al texto en cuestión, formulando sugerencias de mejora. El editor no tiene por qué identificar o corregir los errores o problemas del contenido del texto. Si el editor detecta posibles problemas relativos al contenido, los destacará en el documento. Compete al cliente evaluar la pertinencia de todos los comentarios y tomar las medidas adecuadas. El editor no corregirá los problemas de formateado o composición del texto.